lunes, 28 de abril de 2014

Los municipales de Avellaneda se organizan

Daniel Aversa dialogó con Radio Central acerca de la conformación de la Unión de Municipales de Avellaneda.
Daniel, contanos un poco acerca de cómo es la historia de la Unión. ¿Había otro sindicato y formaron uno nuevo?
Sí, existe otro sindicato, el STMA, Sindicato de Trabajadores Municipales de Avellaneda, del cual formábamos parte con un grupo de compañeros y debido a que hace dos años que no se hacen asambleas de base ni plenario de delegados, los compañeros tomaron la decisión de desafiliarse y formar una nueva organización.

¿De cuántos trabajadores estamos hablando?

Estamos hablando de 4800 trabajadores en la Municipalidad y en este gremio del que empezamos a desafiliarnos, quedaron 1500 afiliados solamente.

¿Son trabajadores de la Municipalidad únicamente?

No, es abarcativo. Tenemos dentro de la Municipalidad a enfermeras, médicos, hospitales, unidades sanitarias, jardines de infantes, docentes, auxiliares, obreros de los corralones, administrativos. Abarca todo el espectro municipal.

¿Con respecto al acto del viernes decías...?

La decisión de un grupo de compañeros que eran miembros de la Comisión Directiva del gremio al que renunciamos, por ejemplo yo era Secretario de Prensa, y renunciaron dos congresales, un revisor de cuenta y éramos dirigentes de base que decidimos darle otra orgánica a la base y armar la Unión de Municipales de Avellaneda. Llamamos a una asamblea a la que asistieron más de 450 compañeros y que contó con la presencia del compañero Hugo Yasky. Ahí tomamos la decisión no de incorporarnos, porque nosotros ya lo veníamos haciendo como Agrupación Celeste y fuimos CTA toda la vida, porque cuando vivía Antonio “Cholo” García, antiguo secretario general del Sindicato, nosotros fuimos al acto fundacional del CTA en Parque Norte. Después, por cuestiones de la vida y de orgánica, el gremio estuvo en la CGT y ahora hemos vuelto a nuestra casa, que es la CTA.

¿Y el acto del viernes dónde fue?

El acto del viernes se hizo en el Auditorio Rodriguez Fauré, de Avellaneda. Ahí asistieron compañeros de todas las dependencias: docentes, médicos, obreros, empleados de los palacios y tomamos la decisión de desafiliarnos del otro gremio, fundar una organización, hemos armado una nueva comisión directiva.
¿Y ahí qué cargo tenés?
Secretario general.
Estamos hablando con un flamante secretario general entonces.
Sí, yo ya fui secretario general, cuando falleció Antonio “Cholo” García fui secretario general del STMA. También fui adjunto mucho tiempo y después secretario de prensa.
¿Y cómo son los trabajadores municipales?
El trabajador municipal forma parte de una familia y nosotros vamos por eso. Por recuperar la familia. El gremio viejo era un gremio vacío, un edificio sin alma. Los trabajadores municiapales somos una familia porque somos el sindicato del pueblo: desde que nacés hasta que te morís pasás por las manos de un municipal. Nacés en el Hospital y te entierra el compañero en el Cementerio y esos son trabajadores municipales. Los laburantes somos una familia, nos juntamos siempre a hacer fiestas, tomamos mate en la organización. Tenemos una metodología distinta de cada gremio.
¿Hay algo más que nos quieras contar?
No. Simplemente que estamos trabajando para recuperar y que tenemos plena confianza en nuestro dirigente Hugo Yasky, que es el que nos abrió las puertas junto a Gustavo Rollandi y todos los compañeros de la CTA. Y que queremos acompañar en todo lo que sea necesario a los trabajadores y a este proyecto.

Publicado en web CTA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario